Mochilas: 11 recomendaciones que te harán sacar un 20 para tu columna

MOCHILAS:
11
recomendaciones que te harán
sacar un 20
para tu COLUMNA

Lic. Melina Cruzado Meléndez – Coordinación Académica Carrera Profesional de Terapia Física

Las alteraciones de la columna vertebral y los dolores de espalda son presentaciones frecuentes en nuestra sociedad, tienen una alta prevalencia y gran poder invalidante; su prevalencia en niños y adolescentes es comparable a la de los adultos, así, representan un problema de salud pública. Por ello se debe actuar en la prevención desde la infancia y adolescencia a través de una correcta educación postural, evitando los malos hábitos y adoptando posturas y movimientos adecuados en las actividades de la vida diaria hasta que resulten espontáneas.

Una de las preocupaciones en este ámbito de la prevención es el uso incorrecto de la mochila en la infancia y sobretodo en la adolescencia, puesto que podría causar repercusiones en el sistema musculoesquelético y de manera importante en la espalda. Frente a esta situación proponemos se tomen en cuenta algunas recomendaciones.

Una mochila debe aportar comodidad y efectiva distribución del peso; por ello, recordar lo siguiente en cuanto al diseño:

1
La mochila debe adaptarse a las condiciones físicas de las personas; por ejemplo, no debe ser más ancha que la espalda.
2
Debe contar con dos tirantes anchos, regulables en altura y acolchados para reducir la compresión a nivel de hombros y columna vertebral.
3
Debe contar con bolsillos y compartimentos para organizar mejor el contenido.
4
El respaldo debe ser firme para dar mayor comodidad y protección.
5
Debe presentar, en la medida de lo posible, un cinturón torácico y/o lumbar para estabilizar y distribuir mejor la carga.
6
El material de confección debe ser resistente; pero, no debe pesar demasiado puesto que se suma al contenido de lo que se lleva.

 
Con respecto al peso que se carga, tener en cuenta lo siguiente:

7
Se debe transportar solo lo necesario.
8
El peso total, esto es: el peso de los materiales y el peso de la mochila no deben exceder el 10 o 15% de nuestro peso corporal. Cuando el peso de la mochila excede los límites recomendados se produce un aumento del consumo de la energía e inclinación del cuerpo hacia adelante pudiendo disminuir la capacidad en la respiración.

 
Con respecto a la forma de llevar la mochila, podemos anotar lo siguiente:

9
La mochila debe llevarse entre la parte superior de la espalda y la zona lumbar.
10
Debe ser colocada sobre los dos hombros y ajustada al cuerpo.
11
Los tirantes no deben estar sueltos sino seguros y ajustados a los hombros y de tener cinturón lumbar, el mismo debe estar fijo a la cintura, sin presionarla.

Al llevar la mochila se debe mantener una buena postura, la espalda erguida y la mirada al frente. Podemos acompañar el uso de la mochila con el siguiente ejercicio: contraer levemente el abdomen, relajar los hombros y llevar las escápulas hacia atrás y abajo; este ejercicio permitirá tener mayor estabilidad en la columna y una mejor respiración. Realiza este ejercicio el mayor número de veces que sea posible.

No es recomendable el uso de alforja o morral, si no hubiera forma de evitarlos, no llevar demasiado peso y llevarlo cruzado al cuerpo, alternando su ubicación durante el día. Las mochilas con ruedas permiten llevar un mayor peso; pero, pueden producir lesiones en las muñecas o en los hombros; por lo que al usarlas se recomienda empujarla hacia adelante y no tirarlas desde atrás, aunque su uso es incómodo al utilizar el transporte público y subir escaleras.

Recordar que el no llevar la mochila de forma adecuada puede producir desviaciones en la columna y sobreexigencia muscular que pueden hacernos susceptibles a la fatiga y a sufrir lesiones en el sistema musculoesquelético con el consiguiente dolor de espalda.

 
USO-MOCHILAS-SALUD.cdr

Una respuesta a “Mochilas: 11 recomendaciones que te harán sacar un 20 para tu columna”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *