¿Cómo ahorrar para pagar la universidad de nuestros hijos?

¿Cómo ahorrar para pagar la universidad de nuestros hijos?

Entrevista al Mag. William Muñoz Marticorena, publicada en Diario Gestión, 04/04/2016

Del total de estudiantes universitarios, el 70% estudia en universidades privadas, cuyas pensiones varían en función al colegio de procedencia, el nivel socioeconómico o la carrera elegida.

Aproximadamente siete de cada 10 jóvenes entre 15 y 18 años desean ingresar a la universidad y en la actualidad más de un millón de alumnos se encuentran comprendidos en el sistema universitario, informó William Muñoz, director de Investigación de la Universidad Católica Sedes Sapientiae (UCSS).
Indicó que del total de estudiantes universitarios, el 70% estudia en universidades privadas, cuyas pensiones varían en función al colegio de procedencia, el nivel socioeconómico o la carrera elegida.
“Tener a los hijos en la universidad, es uno de los mayores anhelos de un padre de familia; quien se preocupa por dotarlos de una adecuada preparación, a fin de alcanzar un futuro prometedor, en un mercado cada vez más competitivo”, comentó.
En ese sentido, ¿cómo financiar estos estudios?, pues el especialista señaló que las alternativas más comunes son dos: tomar un seguro o ahorrar.
“Un seguro tiene por ventaja la posibilidad de garantizar la suma asegurada, incluso, si el padre falleciera. Sin embargo, normalmente, este instrumento obliga a determinados cumplimientos y al pago de una prima”, explicó.
Por ello, consideró que este mecanismo estaría más al alcance de las familias de segmentos A y B+.
Las opciones disponibles son: Fondo Universitario (Pacífico Seguros), Pensión Educativa Segura (La Positiva), Seguro Universitario (Sura), Fondo Universitario (Mapfre) y Seguro de Renta Escolar (Interseguro).
“Sin embargo, la opción, que a mi criterio, sería la más escalable y recomendable para los segmentos B, C y D, es el ahorro familiar, ya que es una herramienta flexible y que se acomoda a la disponibilidad real de recursos”, enfatizó.
Una familia puede ahorrar por distintos períodos de tiempo, que van desde un año hasta 16 años; y con distintos montos, además pueden combinarse depósitos de ahorro y depósitos a plazo.
“Buscando optimizar el rendimiento, se pueden elegir entre instituciones de Banca de Consumo, como Falabella y Cencosud, y Cajas Municipales como Tacna y Arequipa, entre otras; las que otorgan las mayores tasas por depósitos”, añadió.
“Hemos elaborado un cuadro que comprende una síntesis de los costos aproximados de las pensiones en universidades privadas de Lima Metropolitana, esto con información de la Guía Vocacional del portal Educación al futuro, y elaborado datos para dos escenarios”, detalló.
El primer escenario asume un ahorro desde el nacimiento de un hijo hasta el ingreso de este a la universidad (ahorro por 16 años) y el segundo asume un ahorro durante los años de estudios secundarios (cinco años).
Muñoz detalló que entres las universidades “caras y muy buenas” están la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), Pacífico, Universidad de Lima, Universidad de Piura y la Cayetano Heredia.
Mientras que las “económicas y buenas” son la UTP, Privada del Norte y Sedes Sapientiae.
“Existen, además, universidades con un rango amplio de pensiones y categorías como las universidades: Cayetano, San Martín de Porres, Científica del Sur y UPC”, añadió.
Finalmente, comentó que, luego de haber elegido con los hijos las carreras a estudiar y dónde, hay que decidir cómo se financiaran estos estudios.
“El ahorro familiar es una buena alternativa ante este dilema, ya que los protegerá de contingencias futuras y les brindará la tranquilidad y bienestar que toda la familia desea mientras dure este proceso formativo”, refirió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *