6 enfermedades por HUAICOS e INUNDACIONES y cómo actuar ante ellas

enfermedades por HUAICOS e INUNDACIONES y cómo actuar ante ellas

enfermedades por HUAICOS e INUNDACIONES y cómo actuar ante ellas

Prof. MC Raúl Iván Baltodano Díaz. Médico-Cirujano – Facultad de Ciencias de la Salud.

 

Con las lluvias torrenciales y los huaicos que están aquejando a nuestro país aparecen algunas enfermedades, las cuales podemos prevenir identificando su naturaleza y las siguientes recomendaciones:

1

Enfermedades gastrointestinales:

son las enfermedades diarreicas y parasitosis debido a la falta de agua e higiene personal y en la preservación de los alimentos.

2

Problemas dermatológicos:

las dermatitis alérgicas y/o infecciosas, micosis, piojos, etc. a consecuencia de la falta de agua y lugares adecuados para la higiene; asimismo, la exposición a la propia contaminación del ambiente.

3

Patologías respiratorias:

el no contar con una vivienda o permanecer en carpas de emergencia y/o albergues, incluso vivir a la intemperie predispone a enfermedades respiratorias por las inclemencias del clima o por la cercanía de las personas debido al hacinamiento o falta de vestimenta adecuada.

4

Enfermedades asociadas a vectores:

tales como dengue, chikungunya, zika, ya que las aguas estancadas y contaminadas son el reservorio para los mosquitos transmisores de estas enfermedades.

5

Patologías traumatológicas

debido a los accidentes y traumatismos propios de la exposición de los fenómenos naturales, los enfermos crónicos o con cáncer, ancianos y niños pequeños que son la población más vulnerable o con dificultades de movilización.

6

La predisposición a endemias y/o epidemias

es una de las complicaciones que debemos evitar mediante la educación y prevención en salud que se debe brindar in situ a la población afectada.

1

El consumo de agua en buenas condiciones, el lavado de manos y conservación de alimentos (de preferencia no perecibles) es esencial para evitar enfermedades gastrointestinales.

2

La higiene personal a pesar de la falta de agua y elementos de aseo es importante para evitar los problemas dermatológicos; asimismo, evitar el contacto directo con agentes infecciosos.

3

Usar la vestimenta apropiada y permanecer en lugares que brinden abrigo y protección, en algunos casos el uso de mascarillas es básico para evitar las patologías respiratorias o su propagación.

4

El uso de repelentes, el no guardar agua en recipientes sin las medidas pertinentes del caso y no permanecer en zonas de aguas estancadas evitarán la exposición a enfermedades asociadas a vectores (mosquitos).

5

Evitar exponerse a situaciones que pongan en riesgo nuestra integridad física previene patologías traumatológicas y/o accidentes, así como también la atención oportuna de los enfermos crónicos o con cáncer, ancianos y niños pequeños a través del personal de apoyo en salud o la movilización de esta población vulnerable a zonas seguras redundarán en el manejo apropiado de dichas personas, evitando complicaciones en su salud. Esta atención se extiende tanto a la parte física como en la psicológica.

6

La educación en salud a las personas y familias afectadas a través del personal de salud directamente en zonas afectadas o por comunicados vía radio, televisión u otros medios de comunicación es imprescindible para que no haya epidemias o endemias.

La solidaridad con las personas afectadas se puede expresar de varias formas, entre ellas, compartir estas indicaciones con quienes más lo necesiten. Estemos alertas y ayudemos a que los demás lo estén.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *